Fluidez estructural basada en una nueva cultura de trabajo

OriOl/ mayo 21, 2020

Estamos acostumbrados a los cambios constantes. El cambio constante es la nueva normalidad pero … este cambio nos ha cogido desprevenidos. La cultura de trabajo de las organizaciones debe adaptarse al nuevo entorno.

Las organizaciones tendrán que sufrir un cambio radical en sus estructuras post-Covid por:

  • Adaptación de las estructuras jerárquicas a estructuras en forma de red donde se fomenta en trabajo por proyectos y se valora más la capacidad de trabajo en equipo que la especialización técnica de cada persona (soft skills vs hard skills). Equipos multidisciplinares y menos jerárquicos para la toma de decisiones ágil
  • Flexibilidad de las estructuras para hacerlas capaces de adaptar las cargas y las tareas a cada momento. El entorno es cada vez más cambiante y las estructuras deben ser lo suficientemente ágiles para abordar cada momento de la forma más eficiente. Esto significa que debemos re-diseñar la cultura de trabajo en función de los recursos disponibles y las necesidades. Los equipos ya no son estancos
  • El diseño pivota en función de la evolución del cliente. Hay que trabajar desde las necesidades del mercado y subir hasta las capacidades del retailer para satisfacer sus necesidades. Rapidez en el diseño de los procesos (promociones, campañas, …) y aprendizaje continuo mediante la medición y aplicando el prueba-error. Lo que ayer funcionaba puede no funcionar hoy
  • La omnicanalidad era un concepto aplicado solo al retail. Ahora el puesto de trabajo va a convertirse también en omnicanal. Se difuminará la línea entre trabajo en casa y trabajo en la oficina y se valorarán más los resultados que las horas (por fin!!). La sociedad ya es ominicanal, se relaciona con sus amigos y familiares por ambos canales, lo mismo deberá suceder con su relación laboral
  • Replanteamiento de la Pirámide de Maslow. Las condiciones de muchas personas del equipo pueden haber cambiado (pérdida de algún ser querido, pérdida de trabajo, valor de la salud) y por lo tanto debemos ser conscientes de su situación si queremos mantener alta la motivación. La situación de nuestros clientes también puede haber cambiado en muy poco tiempo. Las marcas deberemos conocer su nuevo estado y qué le motivará a seguir comprándonos

Los cambios en la cultura de trabajo son a menudo los más difíciles de realizar dentro de una organización, pero al mismo tiempo provocan los mayores resultados en las empresas. Son cambios necesarios cuando el entorno (equipo, clientes, sociedad y accionistas) cambia de forma radical sus expectativas, y permiten que la nueva cultura perdure en el tiempo.

OriOl – make it happen

Compartir esta entrada

Dejar un Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.